Miércoles, 19 Diciembre 2018
Ultimas noticias
Casa » Premio Princesa de Asturias de España para los 'cazadores' de ondas gravitacionales

Premio Princesa de Asturias de España para los 'cazadores' de ondas gravitacionales

14 Junio 2017

El galardón de las Artes fue concedido al pintor y escultor sudafricano William Kentridge; el de Comunicación y Humanidades, al grupo musical humorístico Les Luthiers; el de Cooperación, a la organización Hispanic Society of America; el de Deportes, a la selección masculina de rugby de Nueva Zelanda, y el de Ciencias Sociales, a la teóloga Karen Amstrong.

El jurado de la Fundación Princesa de Asturias explicó que el descubrimiento hecho por los físicos estadounidenses "responde a uno de los desafíos más importantes de la física en toda su historia".

El premio reconoce el talento individual y la obra colectiva de más de mil investigadores de un centenar de instituciones de 18 países.

Weiss y Thorne fueron, junto al fallecido Ronald Drever, los impulsores de los detectores LIGO, y Barish abrió su uso a otros científicos en 1997.

En septiembre de 2015, el observatorio, que costó 1.100 millones de dólares, logró detectar una onda gravitacional causada por la colisión de dos agujeros negros a 1.300 millones de años luz de la Tierra.

Barry Barish, director de LIGO entre 1997 y 2006, creó la Colaboración Científica LIGO, una agrupación de 1.167 científicos de más de un centenar de universidades dedicados a detectar estas ondas.

Los detectores LIGO comenzaron a funcionar en 2002 y 13 años después, la Colaboración Científica LIGO anunció la primera detección de ondas gravitacionales procedentes de la colisión de dos agujeros negros de características desconocidas hasta ese momento.

"La detección de ondas gravitacionales abre una nueva ventana para el estudio del universo, que permitirá descubrir nuevos fenómenos y alcanzar regiones del espacio-tiempo no accesibles con las técnicas actuales", concluyeron.

El Laboratorio de Ondas Gravitacionales con Interferómetro Láser (LIGO, por sus siglas en inglés) cuenta con la colaboración de un millar de científicos de docenas de instituciones y universidades de una veintena de países que trabajan en la detección de ondas gravitacionales que puedan ser empleadas en la exploración de las leyes fundamentales de la gravedad.

Está operado por el LIGO Laboratory, un consorcio del Instituto Tecnológico de California (Caltech) y el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y constituye un recurso internacional para físicos y astrofísicos de todo el mundo.

El químico y experto estadounidense en nanomedicina Chad Mirkin y los bioquímicos españoles Carlos López Otín y María Blasco se encuentran entre algunas de los 39 candidaturas de 17 países que optan al Premio Princesa de Investigación Científica y Técnica que se falla hoy en Oviedo.

Premio Princesa de Asturias de España para los 'cazadores' de ondas gravitacionales