Lunes, 18 Diciembre 2017
Ultimas noticias
Casa » Presidencia rechaza espiar a activistas y periodistas; 'no hay pruebas', dice

Presidencia rechaza espiar a activistas y periodistas; 'no hay pruebas', dice

20 Junio 2017

A pesar de las múltiples denuncias, el software Pegasus no deja rastros del hacker que lo ha usado, así que no existen pruebas determinantes contra el Gobierno mexicano.

"Como su propio texto lo señala, no hay prueba alguna de que agencias del gobierno mexicano sean responsables del supuesto espionaje descrito en su artículo", expone al inicio.

Sin embargo, según decenas de mensajes examinados por The New York Times y analistas forenses independientes, el software ha sido utilizado para vigilar a algunas de las personas que han sido más críticas del gobierno, así como a sus familiares, lo que muchos ven como un intento sin precedentes para debilitar e intimidar a la gente que intenta ponerle fin a la corrupción que afecta a la sociedad mexicana. Además de los activistas y periodistas mencionados al inicio de esta nota, también fueron blancos de espionaje Rafael Cabrera y Sebastián Barragán de Aristegui Noticias; Alexandra Zapata del IMCO, y Daniel Lizárraga de MCCI.

El Estado mexicano espió a periodistas y activistas con las herramientas compradas para seguir delincuentes, así lo comprobó una investigación de Artículo 19, R3D y Social Tic con asistencia del Citizen Lab de la Universidad de Toronto, Canadá.

NSO Group, fabricante del software espía señala que no se puede determinar exactamente quién está detrás del hackeo.

Durante estos ataques ocurridos entre enero de 2015 y julio de 2016, las personas recibieron mensajes con enlaces infecciosos vinculados a la infraestructura de Pegasus, un sofisticado malware de vigilancia que solamente puede ser comercializado a gobiernos.

El día de hoy, los periodistas y activistas a través de una conferencia de prensa, denunciaron el espionaje realizado en su contra.

Estas agencias federales habrían gastado al menos 80 millones de dólares en el programa Pegasus, NSO Group es la empresa que fabrica el software y es de origen israelí, según se informa. El programa se infiltra en smart phones y otros aparatos para monitorear la vida de una persona por medio de su celular: llamadas, mensajes de texto, correos electrónicos, contactos y calendarios.

Con los nuevos casos, la organización canadiense CitizenLab documentó en total 88 casos de intento de espionaje en México y un representante de la organización internacional aseguró que este es el caso más claro que tienen de espionaje gubernamental.

Presidencia rechaza espiar a activistas y periodistas; 'no hay pruebas', dice