Пятница, 19 Июля 2019
Ultimas noticias
Casa » San Francisco, la primera ciudad en prohibir el cigarrillo electrónico

San Francisco, la primera ciudad en prohibir el cigarrillo electrónico

27 Июня 2019

Tras una votación realizada este último martes, la ciudad de San Francisco se convirtió en la primera de Estados Unidos en prohibir la venta de cigarrillos electrónicos, según un informe de Bloomberg. Allí se sostiene que ante el "impresionante aumento" del vaporeo entre los jóvenes con "consecuencias significativas en la salud pública", se decidió tomar la medida. Ahora, la alcaldesa de San Francisco, London Breed, tiene 10 días para aprobar la legislación, aunque previamente anunció que lo haría.

El texto adoptado por los legisladores locales de San Francisco establece que para ser vendido en la ciudad, en una tienda o en internet, un cigarrillo electrónico debe haber recibido la luz verde de la Agencia Federal de la Salud, la FDA, que no ha aprobado ninguno hasta el momento.

Los defensores de la medida respondieron que los cigarrillos electrónicos resultan "particularmente atractivos" para los adolescentes.

La ordenanza también se aplica a los productos de tabaco aromatizados, pero no castiga la posesión o el uso de cigarrillos electrónicos, a diferencia de Singapur, que introdujo una prohibición estricta de estos productos el año pasado.

Activistas que se oponen al cigarrillo electrónico aseguraron que las empresas invitan a los clientes ofreciendo productos de distintos sabores mientras sigue siendo necesaria una mayor investigación sobre el impacto en la salud, ya que puede alentar a los jóvenes a cambiarse a los cigarros normales.

La ordenanza, por tanto, no prohíbe el consumo de estos cigarrillos (siempre y cuando la persona tenga más de 21 años), sino únicamente su venta, lo que también le ha valido críticas al considerar algunas voces desde el sector que lo que ocurrirá es que los consumidores irán a comprar a poblaciones aledañas como Oakland o Berkeley.

Juul dijo en una declaración el lunes que una prohibición "no trataría efectivamente el consumo entre menores de edad y dejaría los cigarrillos en los estantes como la única opción para los fumadores adultos".

"Hemos visto un tremendo aumento en el uso de cigarrilloselectrónicos, lo que ha llevado a un aumento en las tasas de adicción a la nicotina entre los jóvenes", indicó Dennis Herrera, abogado de la ciudad.

Los cigarrillos electrónicos contienen nicotina y otros productos, pero no las sustancias que se encuentran en los cigarrillos tradicionales que se sabe que son cancerígenas. Los fabricantes argumentan en cambio que para los adultos que ya son fumadores y que ya son adictos a la nicotina, el vaporeo ofrece un beneficio neto para la salud.

San Francisco, la primera ciudad en prohibir el cigarrillo electrónico